Este asno tiene casi las mismas características que el criollo mexicano, pero más altos, dóciles, para actividades lúdicas, con más rienda hasta para charrería y caminatas

Por Amado Vázquez Martínez

El burro criollo mexicano y las 60 razas existentes en el mundo tienen a un nuevo integrante: el burro de la raza mixteca, creado desde hace dos décadas en México para complementar a los que llegaron con los españoles, progenie que tiene más altura a la cruz, docilidad y mejores características para caminatas y hasta para suertes charras en el caso de las mulas.

Este nuevo jumento es producto del esfuerzo de al menos unos 40 criadores de ganado mular del país, agrupados en la Asociación Mexicana de Criadores de Burros y Mulas, A.C., con sede en Saltillo, Coahuila, quienes lograron el registro de esta raza para sustituir gradualmente al pequeño burro criollo mexicano.

El ingeniero David Alonso Alcalá, presidente de tal Asociación, así como con el agricultor, criador y arrendador de burros de Jalisco Héctor Martín Ron Velasco, quien posee uno de los ejemplares de esta nueva raza, dice que el nuevo borrico tiene muchas cualidades

BURRO HISTÓRICO

El burro tiene la denominación científica de Equus asinus y su nombre común varía dependiendo del país, que es parte los équidos o equinos (Equidae), familia de mamíferos placentarios del orden Perissodactyla que incluye a caballos, burros y cebras.

Antes de la llegada de los burros de trabajo, existían los tamemes, cargadores humanos, y debido a que el obispo Fray Juan de Zumárraga sintió pena por su extenuante trabajo, importó burros de Castilla y se habla de que los primeros cuatro llegaron a la isla La Española en 1533, reproduciéndose rápidamente en la Nueva España por poseer las condiciones para ello. 

El burro criollo mide 1.20 metros a la cruz en promedio, astutos, algunos mansos, pero muchas veces tercos, con un instituto fuerte de reproducción, que viven de 25 a 30 años, cuya alimentación es de pasturas, pero que pueden comer prácticamente de todo tipo de vegetación, del que hasta 1991 existían 1.5 millones de burros criollos y según varias fuentes ya solo queda un tercio.

 

EL DATO

Existen tres tipos de registro para el burro y cuatro para mulas: «El primero es el burro fundacional, que es el que cumple con todos los principios de la raza; después está el burro grados de pureza, el cual tiene muy buenas características, pero le faltó algo o tiene alguna característica indeseable que generalmente es de altura; luego está pureza racial, al que se le puede dar un 32/32». En cuanto a mulas, ya afinan los estándares.

Fuente: Asociación Mexicana de Criadores de Burros y Mulas:

 

MEJORES ASNOS

Y precisamente con el fin de mejorar la raza de asnos, David Alonso dice que «de manera personal desde hace unos 10 años tenía cierta fascinación por las mulas, pero mi oficio principal son los caballos; compré una mula y la arrendé; subí el video a redes sociales para venderla (hace 8 años) y se volvió viral, vi un gran potencial, arrendé varias y las vendí en un precio que jamás hubiera imaginado», entonces se le ocurrió hacer cruzas para una nueva raza de burros.

El burro mixteco -explica-, mide entre 1.30 y 1.40 a la cruz y hay ciertas características isométricas que se deben de buscar, por ejemplo, en el caso de los burros mamut -otra raza-, la espalda recta y buscamos que tengan dorso semirrecto u ondulado, que no haya buches, que no haya cuellos invertidos.

Además, no debe tener «pecho de pollo» ni «patas de vaca», dice, y añade «que estén bien aplomados, que las orejas sean alegres, que las cañas no sean muy gruesas», esas son algunas de las características que se buscan de un burro mixteco».

«El burro de 1.30 tendrá características diferentes al burro de 1.40, eso buscamos y pensamos después en cerrar el estándar; en cuanto a colores no hay restricción, están destinado para el trabajo, no los trabajos que regularmente conocíamos como cargar y de ese tipo, es un burro para actividades lúdicas como la charrería, como el lazo, las cabalgatas, etc.».

Por su parte, el criador y entrenador de caballos, burros y mulas, Héctor Martín Ron Velasco, comenta que hay machos que tienen baile, que son de charrería y para paseo, pero ya lo dan las madres de los machos. «Si quieres un macho bailador, por ejemplo, aparean un burro con yeguas de carril de cuarto de milla».

Del protocolo de registro como raza, puntualiza que lo iniciaron en 2017 y luego creó la asociación junto conexpertos de la Facultad de Veterinaria y Ecología de la Universidad de Chihuahua, asesorado por el genetista,doctor Joel Domínguez y hoy «hay un comité técnico que valora y valida cada animal que se registra».

 

CRUZA IDEAL
Hay diferentes tipos de registro. La cruza más común es una yegua cuarto de milla con un burro mixteco de registro.
Fuente: Asociación Mexicana de Criadores de Burros y Mulas

LOS TIPOS

Existen tres tipos de registro para el burro y cuatro para mulas: «El primero es el burro fundacional, que es el que cumple con todos los principios de la raza; después está el burro grados de pureza, el cual tiene muy buenas características, pero le faltó algo o tiene alguna característica indeseable que generalmente es de altura; luego está pureza racial, al que se le puede dar un 32/32».

De las mulas existen cuatro tipos de registro, pero apenas se están implementando; la mula que estamos buscando es la mula mixteca, que es la cruza de la yegua cuarto de milla con burro mixteco, ese es la élite de las mulas y es lo que busca la Asociación, ya que son mulas buenas para la rienda, las cuales deben de tener registro mexicano o estadounidense de cuatro tipos, ya sean aztecas, españolas, etc.», puntualiza. 

En el 2018 registraron a la naciente raza: «Uno tiene que hacer la solicitud y cuando aceptaron el proyecto ahí se crea la raza. Entonces no nos lo piden tal cual, nosotros decidimos qué y cómo, siempre y cuando esté dentro del reglamento que nos elaboró el genetista, él fue el que nos precisó los grados de pureza para esta estirpe».

En la actualidad existen 90 ejemplares en todo el país de todos los tipos, los que necesita inspeccionar el técnico y por eso se registran los grados de pureza. Con ellos se hacen cruzas y se puede obtener pureza racial en dos generaciones».

«Por ejemplo, si es una mula 15/16 y un burro mixteco, el resultado va a ser un registro con grados de pureza 31/32 y si a ese lo cruzan con un burro mixteco 100%, ahora si se obtiene un registro de pureza racial».

En cuanto a costos de los animales y el valor del registro, dice que esto último cuesta 500 pesos y el traslado del técnico mil 500 pesos; si el animal cuesta 15 mil pesos, ya con el registro alcanza un valor estimado de 50 mil pesos, además, existe la inseminación que cuesta dos mil 500 pesos promedio por pajilla y se necesitan al menos cuatro.

El tradicional burrito criollo, dice «no será sustituido en México con el mixteco «no es la idea» y añade que es como en Brasil, que tienen 100 años con la crianza del burro Pega en base a muchas cruzas y además tienen al burro nacional y ambos registros funcionan».

El nuevo burro mexicano mixteco tiene un fenotipo específico:
  • Bonita cabeza Buena implantación de cabeza en cuello y de cuello en tronco
  • Lomo ondulado, apto para la silla
  • Grupa redonda Extremidades finas para mayor agilidad y movimiento fino
  • Altura a la cruz de 1.30 a 1.40 metros.

Fuente: Asociación Mexicana de Criadores de Burros y Mulas

Leave a comment

Revista Julio 2022

Síguenos en nuestras redes sociales:

Contáctenos:

tierrafertilmex@gmail.com

©2022 TIERRA FÉRTIL. Todos los Derechos Reservados.