Futuros de azúcar y café se desploman

Elisa Félix – Economista

En la Bolsa de Chicago, los futuros de granos y oleaginosas presentaron cierres mixtos en la semana que finalizó el 27 de febrero.

El trigo se recuperó por una ola de frío en la zona productora de los Estados Unidos que generó preocupaciones sobre la próxima cosecha; sin embargo, el exceso de suministro y la dura competencia para el negocio exportador del grano estadounidense a raíz de la fortaleza del dólar, limitaron las ganancias.

El dólar se mantiene cerca de máximos de 11 años, lo que resta atractivo al trigo estadounidense para el mercado mundial.

El trigo para entrega en marzo en la Bolsa de Chicago ganó en la semana 1.4%, a 190 dólares por tonelada y en el mes subió 2.9%

Por su parte, la soya subió por una huelga en Brasil, el segundo mayor exportador del mundo, marcando de esta forma su cuarta semana consecutiva de ganancias.

Debido a una huelga de camioneros en Brasil, que protestaron contra un nuevo impuesto a los combustibles, se interrumpió la llegada de suministros a los puertos exportadores y se desvió la atención de la que se espera sea una cosecha récord en Sudamérica.

La oleaginosa recibió un respaldo adicional de los ajustados suministros de soya en la terminal de exportación en la costa estadounidense del Golfo de México, debido al congelamiento de los ríos en la región del medio oeste de Estados Unidos después de que una semana de bajas temperaturas retrasó el avance de los navíos de carga.

Sin embargo, los camioneros brasileños levantaron los bloqueos a decenas de carreteras el viernes, después de que la policía comenzó a multar y a arrestar a los manifestantes.

La soya para marzo en Chicago avanzó en la semana 3.2%, a 379 dólares por tonelada y durante febrero avanzó 7%.

En tanto, los futuros del maíz descendieron un marginal 0.2%, a 151 dólares por tonelada, presionados por un alza del dólar; sin embargo en el mes subió 3.5%, recuperando parte del descenso del 6.8% que bajó en enero.

Los futuros del maíz estuvieron presionados por ventas técnicas relacionadas con la abundancia de suministros y de etanol producido con el cereal.

En cuanto a los futuros de azúcar y café que cotizan en las plazas de Nueva York y Londres, el azúcar sin refinar cayó a su menor nivel desde mayo del 2010, con lo que terminó febrero con una baja del 8.4%, su desempeño mensual más débil desde agosto del 2012 debido a que los abundantes inventarios presionaron a los precios. En tanto, los futuros del café arábiga cayeron a mínimos de un año, recortando su prima sobre los futuros del grano robusta a niveles vistos por última vez en febrero de 2014. El contrato cayó en febrero un 14.6%, su menor nivel desde septiembre del 2011, luego de que el mayor productor Brasil recibió las lluvias que necesitaba para sus cultivos.

El azúcar sin refinar para mayo en Nueva York cerró la semana con una baja de 3.8%, a 304 dólares por tonelada y los futuros del azúcar blanca para mayo en Londres terminaron con una baja de 1.9%, a 371.80 dólares la tonelada.

Los futuros del café arábiga cerraron la semana con una baja de 6.9%, a 3,097 dólares la tonelada y el café robusta para mayo retrocedió 1.9%, para en 1,907 dólares la tonelada.

La debilidad del real brasileño, la moneda del principal productor mundial de azúcar y café, siguió presionando a ambas materias primas debido a que impulsó las ventas en el país.

MERCADO ACCIONARIO Y TIPO DE CAMBIO

Durante febrero, la bolsa mexicana anotó su mayor alza mensual en más de tres años, de 7.91%, y el peso interrumpió sus caídas mensuales.

En la semana el índice IPC de la bolsa local, que agrupa a las 35 acciones más negociadas, ganó 1.5% para cerrar en 44,190.17 puntos.

La moneda local, en tanto, avanzó ante una alza en el precio del petróleo que apuntó a un posible fin del prolongado desplome del energético, y luego de una revisión del crecimiento económico de Estados Unidos, que desaceleró en el cuarto trimestre más de lo estimado inicialmente.

La moneda cerró en 14.9475 por dólar, con un avance del 0.5%, frente a los 15.02 del precio referencial del viernes previo.

El peso tuvo una ganancia en febrero de apenas 0.25%, que le sirvió para interrumpir una racha de cinco meses seguidos de pérdidas. No obstante, en el año suma una caída de 1.36%.

En estados Unidos, el índice S&P 500 registró en febrero su mayor subida mensual desde octubre del 2011; ganó un 5.5%; mientras que el índice Nasdaq subió un 7.1%, su mejor desempeño mensual desde enero de 2012. El fuerte avance ha dejado al Nasdaq a corta distancia de la marca de 5,000 puntos y del máximo histórico que estableció en marzo del 2000.  En tanto, el Dow Jones subió un 5.6% en el mes, su mejor desempeño mensual desde enero de 2013.

Las cifras económicas de Estados Unidos fueron dispares. Los precios al consumidor cayeron un 0.7% en enero, la mayor baja desde 2008, ante un desplome de los precios de las gasolinas, las solicitudes del seguro de desempleo crecieron a 313,000 la última semana y el crecimiento económico se desaceleró en el cuarto trimestre más que lo estimado, aunque los pedidos de bienes duraderos subieron el mes pasado.

Dejar un comentario