Fomentarán la revolución tecnoagroecológica

La cadena agroalimentaria y el gobierno federal conformarán un consorcio de intercambio de experiencias y conocimientos para una agricultura sana

0
78
LA SECRETARÍA de Agricultura y Desarrollo Rural (SADER), en conjunción con productores, científicos y académicos, conforma y promueve un modelo de agricultura alternativo.

Ciudad de México, 15 de mayo de 2019.- Científicos, académicos, agricultores y gobierno en México, conformarán un consorcio de intercambio de experiencias y conocimientos para sistematizar, formalizar y expandir una nueva revolución tecnológica-agroecológica, basada en los conocimientos y experiencia de productores y especialistas comprometidos con una agricultura sana y sustentable.

Así lo informa el subsecretario de Autosuficiencia Alimentaria de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (SADER), Víctor Suárez Carrera, tras reunirse con agricultores, académicos y científicos provenientes de los Estados de Tlaxcala, Hidalgo y Sinaloa.

Como parte de una visita al Centro Nacional de Innovación y Transferencia Tecnológica Recuperación de Suelos (CENITTH) y la Fundación Produce Hidalgo, el funcionario informó lo anterior.

En el evento, los productores detallaron cómo al usar este sistema que da prioridad al cuidado del medio ambiente, experimentaron aumento en la productividad y en la recuperación de la fertilidad de sus suelos gracias al uso de fórmulas agroecológicas.

El productor del Valle de Culiacán, Francisco Román, comentó que sin usar agroquímicos logró, en un año, elevar sus rendimientos de diez a casi 16 toneladas por hectárea sin que ello le haya representado aumentos de costos y con el beneficio de tener cosechas de maíces saludables para el consumo humano.

Por su parte Víctor Suárez afirmó que en la década reciente, se ha venido conformando un modelo de agricultura alternativo, lo que es, apuntó, una auténtica revolución tecnológica que está avanzando en el país.

Este movimiento, dijo, «tiene como centro los conocimientos de los productores y de los científicos comprometidos y reconoce el papel protagónico de los campesinos, los indígenas y los agricultores, en la transformación agrícola».

Precisó que «esta revolución, vinculada a la soberanía nacional y alimentaria, tiene objetivos simultáneos de productividad, reducción de costos, rentabilidad, resiliencia climática, baja emisión de carbono; trabaja sin transgénicos y utiliza recursos propios, locales y nacionales».

Agrego que este nuevo sistema de producción agropecuaria, «rompe poco a poco las cadenas de la dependencia respecto de las grandes empresas de insumos; genera un sistema cuidadoso del suelo, del agua, de las plantas, los animales, el medio ambiente, y produce alimentos sanos para la población».

Comentó que en el marco del «Programa Producción para el Bienestar» se busca ahora crear este consorcio agroecológico, a fin de que el impulso en la producción de granos (en particular maíz, frijol, trigo harinero y arroz), de caña de azúcar y café ocurra en el marco de esquemas de sustentabilidad.

Suárez carrera destacó que, agrupaciones de agricultores avanzan desde hace más de diez años en adoptar procesos agroecológicos, e incluso en Sinaloa –ejemplo de agricultura industrial y uso intensivo de agroquímicos—, productores están apropiándose de tales procesos para una producción saludable y que restaure sus recursos naturales, particularmente el suelo.

DEJAR RESPUESTA

Favor de ingresar su comentario
Favor de ingresar su nombre aquí